Al otro lado del “puente”

puente-vidrio-china-zhangjiajie-4

“Hablar con  un desencarnado de igual a igual es o debería ser tan natural como hablar dos encarnados, por tanto, puede ser una conversación agradable. El entrar en comunicación, de vez en cuando, con un desencarnado, no es ni bueno ni malo, tan sólo es un hecho natural que no debería crear dependencia.”

Sigue leyendo